Tener un blog, ¿sí o no?

Ilustración con el texto "Tener un blog ¿sí o no?"

19 de Octubre de 2018

Tener un blog, ¿sí o no?

Si aún no tienes blog, es muy posible que estés pensando: “¿Para qué crear un blog si ya hay muchos?”, “Me puede beneficiar en algún sentido?”, “¿Vale la pena invertir mi tiempo en un blog?”... La respuesta es sí.

 

 

“A día de hoy podemos encontrar más de
150 millones de blogs en Internet.” 

 

 

Aunque hay muchisímos blogs en Internet, y de gran variedad de temas, tener un blog en tu página web te aportará muchos beneficios, ya que te dará la posibilidad de conectar de forma más directa con tu público objetivo, mejorará el SEO y tener más tráfico web, obtener nuevos clientes y ampliar tu producción e ingresos, dar a conocer tu marca, nuevos productos y/o servicios, y mejorar el marketing e imagen de tu marca.

Pero no se obtenien beneficios sin esfuerzo, así que tendrás que ser constante y tener muy claro los temas y lenguaje con el que escribirás tu blog.




¿En qué puede beneficiarte?
Como acabamos de comentar, tener un blog puede beneficiar significativamente a tu marca y empresa.

- Puedes ofrecer contenido de valor.
Es decir, puedes hablar y ofrecer contenido importante a tu audiencia, como reseñas de productos, metodologías, consejos, etc.


- Tráfico de calidad a nuestra página web.
Gracias a un blog puedes lograr un tráfico de calidad a tu página web. Puedes comprobarlo haciendo controles de rendimiento de la web y ver cuáles son los post que más tráfico atraen a la web.


- Mejor posicionamiento en Google.
A Google le gustan mucho los blogs y la frecuencia de contenidos.


- Proyectas experiencia y profesionalidad.
Subir contenido relacionado con tu empresa, hará que proyectes credibilidad y los clientes potenciales se decanten por ti y no por la competencia.




No todo son beneficios
Pero tener un blog no es todo beneficios. Hay varias razones por las que tener un blog no merece la pena, las cuales os explicamos a continuación:


- Pretendes empezar a ver resultados en 3 semanas.
Puedes conseguir buenos resultados y cumplir varios objetivos, pero no en un plazo corto de tiempo.


- Solo piensas en las visitas.
El éxito de un blog no depende del número de visitas que reciba, sino de conseguir los objetivos.


- Escribir un post es una carga para ti.
Si crees que para ti invertir tiempo y dedicación a escribir posts serà más una pesadilla que nada, tener un blog no es para ti.


- No eres constante.
De nada sirve publicar 3 artículos en un día, si después vas a estar 2 meses sin publicar ningún artículo. Hay que tener constancia y publicaciones regulares.


- No escoges bien tu audiencia.
No hay que escribir cualquier cosa para que lo lea el primero que llegue al blog. Hay que escoger bien a quién quieres dirigir el contenido que vas a publicar.


- No estás dispuesto a invertir un mínimo de tiempo en tu blog.
Un blog no requiere tanto tiempo como un puesto de trabajo, pero mínimo necesitarás invertir 2 o 3 horas semanales.




En nuestra opinión, tener un blog es una de las opciones más efectivas para dar a conocer a tu empresa y marca, y obtener un crecimiento de valor y clientes. Si ya te has decidido, ponte en contacto con nosotros, podemos asesorarte y crear un blog a tu medida.